sábado, 22 de octubre de 2011

Menos mal que es light...

Los alimentos light son todo un recurso en la industria de muchos productos calóricos como bollería, refrescos, patatas fritas...Se han convertido en el producto estrella antiremordimientos, total, como es light me lo puedo permitir no? Bueno, empecemos a analizarlo:



Lo primero de todo: ¿ qué es un producto light? todos aquellos en los que se reduce en un 30% las calorías del producto de referencia lo cual se consigue disminuyendo o sustituyendo generalmente los hidratos de carbono (sustituyen los azúcares por edulcorantes) y las grasas ( se emplean sustitutos de las mismas) Para ello, claro está (aunque para algunas empresas no tan claro) tiene que existir un producto "normal" no light de referencia en el mercado. Por tanto, Danone, por ejemplo, no podría ofrecer un batido de leche light si no existe un producto no light Danone en el mercado - ¿me explico?-

Para sustituir los azúcares se emplean edulcorantes que aportan pocas calorías como son los polioles (sorbitol, manitol, xilitol) o edulcorantes no calóricos (sacarina, aspartame, ciclamato, taumatina...) Estos últimos se caracterizan por tener un poder edulcorante muy elevado por lo que se requiere una cantidad muy pequeña para conseguir el mismo efecto de dulzor que se conseguía con la sacarosa (la taumatina, por ejemplo, es 3000 veces más dulce que la sacarosa)

En el caso de sustituir las grasas se pueden emplear sustancias miméticas obtenidas a partir de carbohidratos o proteínas que simulan la textura de la grasa pero que no son aptas para la fritura por su termosensibilidad y su elevado contenido en agua ; o bien los denominados únicamente sustitutos que simulan la textura de la grasa y además son viables para el cocinado por lo que se emplean en la elaboración del chocolate y alimentos horneados

¿Qué debe mostrar el etiquetado?
  • Denominación del alimento: por ejemplo en el caso de los zumos: puede tratarse de néctares multifrutas, concentrado de frutas, bebidas de zumos de fruta...
  • Lista de ingredientes: incluye todas las sutancias- incluídos aditivos- empleados en la elaboración del producto y presente en el producto final. Vienen representados de mayor contenido a menor contenido lo cual nos puede ser muy útil para compararlos entre sí.
  • Fecha de caducidad o de duración mínima
  • Lote al que pertenece al alimento (es como el apellido del producto que permite hacer un seguimiento del mismo y, por tanto, para permitir la seguridad alimentaria a lo largo de toda la cadena alimentaria)
  • Condiciones de conservación: conservar en lugar seco, refrigerar una vez abierto el envase...
  • Etiquetado nutricional: nos indica las calorías, carbohidratos, proteínas, grasas...que presenta el producto
  • CDR: Cantidad Diaria Recomendada por la Comunidad Europea de un nutriente. En muchos casos se expresa el porcentaje de vitaminas y minerales que cubre el producto de la CDR
  • Modo de empleo: consumir con yogur, añadir agua...
  • Identificación de la empresa
  • Comparación de la energía del producto y del de referencia. Este punto es el que menos respeta la industria y es que no es un requisito legal para el etiquetado, es decir, que no es obligatorio pero...¿ no sería básico que el consumidor pudiese comparar el light y el no light para ver si merece la pena decantarse por el light?
  • Denominación light (no obligatorio)

La teoría está muy clara pero...¿ qué pasa con la práctica? ¿Respeta la industria ese índice del 30%? Pues la respuesta es NO, no siempre se corresponde con la realidad. Aquí muestro un enlace muy interesante a un estudio realizado por Eroski consumer en el que un tercio de los 52 alimentos estudiados no cumplen los requisitos engañando al consumidor con términos que pueden confundirlo como: "Diet", "0% materia grasa", " Bajo en calorías", etc, etc

Uno de estos productos no light pero que se venden como si lo fueran son los Kellog's Special k- Sí, sí esos que parecen los amigos de las mujeres y que nos hacen sentir tannnnn biennn con nuestro cuerpo como si la seguridad en uno mismo la determine el consumo de un alimento- Pues bien, el contenido de grasa es prácticamente similar, en los hidratos se ha reducido apenas 10 g por cada 100 g de producto y las calorías son las mismas que las del producto no light (¿productos que no venden lo que se garantiza para expandir el mercado o.... me están mintiendo mis ojos?) En fin, creo que ya hice un post sobre los cereales que hay en el mercado y cómo nos engaña la publicidad en algunos casos dándonos por saludable lo que no lo es tanto

También quiero comentar el caso de las patatas Matutano light y es que ,Kellog's no iba a ser el único en mover sus intereses comerciales aun teniendo que engañar al consumidor para ello, si es que no nos engañemos...el dinero es el dinero. Pues bien, reduciendo en un 40% la grasa de mi producto aunque mi nuevo producto light sea solamente un 13% menos calórico que el de referencia (vamos, que no es light ni por asomo) y vendiendo el producto casi al doble que el original consigo...¡¡un negocio redondo!!

En fin, no son más que dos ejemplos, en el estudio se muestran muchos otros más...De la misma manera que otros sí lo cumplen pero, no nos engañemos, hay determinados productos que aún reduciendo sus calorías siguen siendo muy energéticos y, por tanto, cabe limitar su consumo a ocasiones excepcionales... Por ejemplo, el Donut light y el Donut Bombon light siguen siendo  productos de bollería que nos aportan una cantidad de grasa muy elevada (14 y 21 g por cada 100 g de producto respectivamente) y no deberían ser más que un capricho cada "x" tiempo

En definitiva, si quieres reducir las calorías de tu dieta comprar productos light no va a ser la solución. Lo más racional será :
  • Elegir formas de cocinado más saludables (a la plancha, asados, cocidos, hervidos, al papillote) y dejar de lado otros que no lo son tanto (fritura, rebozado y empanado)
  • Disminuir el alto consumo de carne roja y sustituirla por pescado o por carnes magras ( pollo, pavo, conejo...)
  • Saber que las frutas son la mejor golosina natural ( dulce, nutritiva y muy sana ) y consumir al menos 3 raciones al día de la misma. Ésta sí que es light y no la bollería...
  • Encontrar el equilibrio entre la proteína animal y vegetal. Entre un 12- 15% de la dieta (teniendo en cuenta un adulto sedentario sano) deben constituirla las proteínas la cual también se puede encontrar en las legumbres que combinadas con los cereales nos aportan una proteína de alto valor biológico (al igual que las carnes) pero con menor grasa saturada y colesterol
  • No abuses de los aliños y salsas. El aceite de oliva es un producto mediterráneo cardiosaludable, sí, sí estamos de acuerdo... pero, también es una grasa así que tampoco hay que "bañar" las ensaladas con él.

7 comentarios:

Tengo la manía (seguro que tu también) de leer las etiquetas de los productos aunque no vaya a comprarlos. Y cuando veo los "light" simepre los miro para ver que tienen de "light", y te pillas cada rebote...! nos engañan como a chinos.
Haces muy bien difundiendo esta infomación, por que hay por ahí un montón de gente consumiendo con fruición patatillas y donuts light creyendo que son sanos y no engordan nada.

Exacto Lucía, nos engañan como chinos en tantas cosas...a ver si conseguimos que poco a poco todo el mundo abra los ojos

Tengo la misma manía que Lucía. Yo creo que hay mucha publicidad engañosa y hay que ver realmente a que se le llama light.
Estupenda info, muchas gracias!

Aunq no te deje coment. quiero q sepas q te sigo leyendo. Acabo de recomendarte en twitter y he puesto un enlace. Me encantan tus post!

Besos!!

Muchísimas gracias Beatriz;)

¡muy buena información! me parece que tienes un blog muy interesante por lo que nos veremos por aquí.