sábado, 19 de enero de 2013

Pero...¿tú comes con pan, Leo?

La entrada de hoy va dirigida a un anuncio que probablemente habréis visto alguna vez ya que sus protagonistas no pueden ser más famosos. Lo he seleccionado porque como nutricionista y como tecnóloga de alimentos me parece indignante el engaño al consumidor que hace Bimbo en este spot (aunque por lo que he podido leer por la red no soy la única)



Vamos a repasar esta parte del anuncio porque tiene mucha miga:
"Pero...¿tú comes con pan, Leo?Pero...tú no comes nada que no sea natural¿Y de grasas?...¡nada!"
De aquí voy a hacer dos preguntillas :


  1. ¿Desde cuándo es extraño que un futbolista coma pan?
  2. ¿Desde cuándo un deportista no puede tomar grasa? 

 En primer lugar, en la dieta de un deportista el pan es un habitual ya que es rico en carhohidratos complejos y , como he mencionado en alguna ocasión, de un 50-60%(en función del tipo de deporte así como de su intensidad y duración) de las calorías de su dieta deben provenir de los carbohidratos. Sin la energía que de ellos obtienen difícilmente podrían alcanzar el rendimiento físico que se les exige; Además, no sólo debe formar parte de la dieta de un deportista, sino también de la de una persona normal.

 Basta ya de otorgar mala fama al pan. El pan es un alimento propio de la dieta mediterránea que no debe asociarse a la obesidad puesto que su aporte de calorías no es tan elevado (por cada 100g aportaría unas 250 kcal) y su aporte de grasa es muy pequeño (1,3 g/100g de pan) Sin embargo es rico en hidratos de carbono complejos (aproximadamente 50g/100g de pan) que deben conformar la mitad del total de energía que consumimos. En conclusión, el pan no sólo no debe descartarse de nuestra dieta sino que ayuda a alcanzar el equilibrio nutricional.

En segundo lugar, la dieta del deportista debe tener un porcentaje de grasa que puede variar del 25-35% (en función del tipo de deporte, intensidad y duración ) Una dieta deficitaria en grasa durante largo período de tiempo conduce a tener menos energía, menor capacidad para realizar esfuerzos físicos, más fatiga y menos capacidad de recuperación tras el ejercicio (post: ¿cómo debe ser la dieta del corredor popular?) Así que no entiendo la afirmación de Punset de "nada de grasas"

Tampoco entiendo eso de que no pueda tomar nada que no sea natural porque entonces me encantaría saber qué es exactamente lo que come teniendo en cuenta que todo lo que nos rodea es química pura y dura.

Bueno, sigamos con el diálogo:

Punset: "Entonces no podrás tomar cualquier pan, sólo uno 100% natural"
Messi: "Claro, Bimbo natural 100%"
Lo de que un producto industrial procesado sea 100% natural...¿dónde está la cámara oculta?Veamos el etiquetado:

Viéndolo así...podría parecer que tiene razón, pero tal y como recalca Jose Manuel López Nicolás en su blog de Scientia , una cosa son los ingredientes de origen y otra la transformación que sufren éstos al final del procesado,  ya que al fin y al cabo son los que nos vamos a comer  y cuya transformación ha  generado un producto final de todo menos 100%  natural (aquí os dejo su brillante entrada para los que queráis leerla)

Bueno, pues el argumento de 100% natural ya ha caído pero...¿y aquello de nada de grasas? Pues clarísimamente se puede leer en el etiquetado Grasa de palma. Este tipo de grasa es de origen vegetal, lo que puede resultar a simple vista saludable para el consumidor, pero que en realidad es una grasa saturada (contiene un 50% de ácido palmítico ) que como indiqué en el post de las grasas su abuso se asocia a incrementar el LDL (colesterol malo), la hipertensión arterial, producen resistencia a la insulina, aumenta el riesgo de diabetes y puede tener relación el cáncer. Qué curioso que un pan tan saludable pueda contener como tercer ingrediente de su composición una grasa tan aterogénica, ¿verdad?

Yo creo que con lo único que podría estar de acuerdo en el anuncio es con lo de "Comerás con pan sin excusas" porque como habréis leído he desmontado algún que otro mito sobre el pan en nuestra alimentación y a Bimbo sólo puedo decirle que....mejore su equipo de comunicación, por favor.

7 comentarios:

Y todo esto teniendo en cuanta que a Punset se le presupone un cierto "criterio"
No sé que decir, la verdad. Las grandes marcas no dejan de sorprenderme con su publicidad y sus trucos para saltarse la legislación

Los anuncios siempre dan mucho juego en cuanto a estupideces. Poco que añadir a lo que cuentas. Habría que decirle a Leo que alimentos con grasas saludables (aceite de oliva, los aguacates, los frutos secos, etc.) son parte esencial de la alimentación de un deportista mientras que el pan bimbo no.

Creo sinceramente que no queda más que "hurgar" en los anuncios y en la publicidad en general. Con un mínimo de "frente" el receptor puede cuestionar todo lo que le rodea pero claro, la ignorancia se apodera de la sociedad moderna...

Ya ves Lucía. Lo de Punset...está claro que todo el mundo tiene un precio. Con lo de la publicidad...en fin, me quedo con lo de que el dinero todo lo puede desgraciadamente

Hola Furacán...Pues al parecer Messy tuvo una época de contínuas lesiones y fue una nutricionista la que al parecer, gracias a una dieta personalizada y adecuada, logró que sus lesiones no fueran tan contínuas. Podría volver a contratarla para que le explique lo de las grasas porque se ve que no le quedó muy claro o que se le ha olvidado...

Estoy de acuerdo contigo, Oriol...pero también hay mucho buitre que se aprovecha de esta ignorancia para su propio beneficio

muy buena entrada, buenísima. Además, está el asunto de que en realidad consiguen que se conserve añadiéndole enzimas que no tienen que declarar en la etiqueta porque se supone que desaparecen tras el horneado (entonces ¿cómo es que sirven de conservantes? a mi que me lo expliquen...)
en fin, que de natural no tiene nada.